Empeora el sentimiento económico en Alemania y Reino Unido